Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for 24 marzo 2010

 Ir de putas, otra forma de sometimiento de la mujer, a la que algunas aun se prestan.

“La prostitución reporta a las mafias más beneficios que la droga porque la mujer puede ser vendida una y otra vez”. Lorena Pajares (portavoz de la plataforma para la abolición de la prostitución).

Lorena Pajares, que visitó Navarra de la mano de la Asociación Cultural Miguel Hernández, cuestiona que la prostitución sea una actividad voluntaria “cuando el 90% de las mujeres que la ejercen son extranjeras y pobres”, además, defiende que se penalice a los ‘clientes’ y critica el aumento de burdeles en el Estado.

La prostitución es un negocio redondo…
Es difícil obtener datos económicos concretos pues varían dependiendo de si tienes en cuenta, más allá de la explotación directa de las mujeres, otros beneficios como los de los medios de comunicación al publicitarla o los de otros negocios paralelos como la pornografía, el turismo sexual, etc. Según un informe de Naciones Unidas de 2000, los beneficios de la industria del sexo a nivel mundial ascendían a siete billones de dólares anuales, cantidad que probablemente haya aumentado en la última década. Lo que está claro es que en los últimos años ha pasado de ser el tercer negocio más lucrativo del mundo, tras el tráfico de armas y de drogas, a ser el segundo, ya que los traficantes se están dando cuenta de que además de afrontar menos trabas legales en muchos países, también es más rentable por el hecho de que la droga les reporta beneficios sólo una vez en el momento de la venta, mientras que las mujeres pueden ser vendidas una y otra vez…

¿Cuáles son las raíces de la prostitución?
La causa primera es la cultura patriarcal que en todos los lugares del mundo concibe a las mujeres como objeto de consumo, después en cada país las causas pueden cambiar en algunos rasgos, por ejemplo, las mujeres españolas en situación de prostitución presentan altos porcentajes de drogodependencias, mientras que en otros países la causa principal suele ser la pobreza. En cualquier caso hablamos de situaciones de necesidad o de vulnerabilidad, pero bajo todas estas subyace el origen primero sin el cual no existiría la prostitución en ningún país y que, sin embargo, parece el más difícil de visibilizar: la demanda.

¿Cuál es perfil de la mujer en prostitución en España?
Entre el 85 y el 90% son extranjeras y de países empobrecidos. Este primer dato ya debe hacer reflexionar, a quienes piensan que es una actividad voluntaria, sobre la libertad de elección cuando ésta se ejerce exclusivamente por mujeres, y además por mujeres pobres. ¿Son más libres las pobres, o simplemente están en una terrible situación de necesidad? Luego, dentro de ese perfil el origen es diverso, hay muchas de Latinoamérica: Colombia, Brasil… y cada vez más provenientes de países del Este: Rumania, Bulgaria, Ucrania, Rusia… También del África subsahariana, a las que además las tienen atrapadas bajo amenazas de vudú, entre otros mecanismos…

¿Hay que ilegalizar la prostitución?
Desde las posturas abolicionistas no defendemos la prohibición, ya que ésta implicaría persecución y penas para las mujeres en situación de prostitución, medidas que rechazamos por profundamente injustas e insolidarias con las víctimas y que, además, evitan el cuestionamiento de las causas y la existencia misma del problema. Por ello defendemos en primer lugar medidas de solidaridad y apoyo a las mujeres, implementación de estrategias de salida y medidas legales, sociales y económicas que les faciliten la salida de la situación de explotación, y en segundo lugar medidas de desincentivación y penalización de la demanda, es decir, de los llamados clientes, sin los cuales no existiría la prostitución ni les sería rentable a los traficantes trasladar mujeres para su venta en ningún lugar.

¿Y la prostitución masculina?
Aunque exista un pequeño porcentaje de prostitución masculina (entre el 2 y el 5%) la práctica totalidad de los clientes son hombres. Estamos hablando pues de un privilegio masculino para tener permanentemente cuerpos a su disposición sexual.

¿Qué modelo resulta más eficaz: el holandés, legalización, o el sueco, persecución al cliente?
Ya hay informes sobre las consecuencias de la legalización en Holanda que demuestran que no sólo no ha supuesto una mejora para las mujeres ni ha terminado con la explotación y la trata, sino que han aumentado otros delitos paralelos además del de la trata, como son el de la prostitución infantil, el tráfico de drogas, el blanqueo de dinero y otros delitos comunes. Por esas razones, el alcalde de Amsterdam viene, desde el 2008, cerrando partes de Barrio Rojo, reconociendo así el fracaso de las medidas reglamentaristas, que desde el año 2000 no han conseguido más que el 4% de mujeres dadas de alta en la actividad, mientras que las redes de traficantes se frotaban las manos y consideraban el país como destino fácil de operaciones. Por el contrario, en Suecia, donde la legislación implementada parte de la consideración de la prostitución como una forma de violencia, si bien no se acabado aún con el fenómeno, sí han disminuido los delitos de trata, hay menos mujeres en prostitución, prácticamente se ha detenido la captación de nuevas mujeres y también hay menos hombres comprando servicios sexuales; pero sobre todo la ley ha servido como medida de sensibilización: en la actualidad más del 80% de la población respalda la legislación abolicionista.

Uno de los argumentos más utilizados para defender la legalización es que cada persona puede hacer con su cuerpo lo que quiere…
Evidentemente, pero el debate de la prostitución no es un debate sobre la voluntariedad, sino un debate social y político sobre la existencia misma del problema. No estamos hablando de libertad cuando las condiciones en las que se da son de desigualdad, vulnerabilidad o pobreza. Los argumentos sobre la voluntad individual son discursos que obvian el contexto estructural del fenómeno e impiden analizarlo a la luz de la situación de necesidad y explotación de las mujeres. ¿O acaso queremos dar cabida legal a la libertad de decidir la propia explotación?

Otro: puesto que existe y no se puede evitar, mejoremos las condiciones de las prostitutas…
Éste es uno de los mitos que hay que deconstruir, igual que ocurrió con los mitos que han perpetuado siempre la violencia machista. El mito de que la prostitución ha existido siempre y siempre existirá es un intento de naturalizar el problema y extraerlo por tanto del debate político y social, invisibilizando sus causas. Estas supuestas mejoras responden en realidad a la voluntad asistencialista y acrítica de, primero, que no estén en mi puerta y no lo vean mis niños, y segundo, que estén fácilmente accesibles y sanas para los clientes, asistiendo así al imaginario patriarcal más que a ningún fin de derechos humanos de las mujeres. Las verdaderas mejoras en las condiciones de vida de las mujeres pasan por no ser consideradas objetos de consumo, no por regular cómo pueden ser consumidas mejor.

Si no hay prostitutas, ¿qué harán los hombres que no tienen acceso al sexo?
Otro de los mitos patriarcales, el de las necesidades sexuales de los hombres, como si las mujeres no tuvieran. Lo que se necesita es una educación sexual sana, basada en la igualdad, la libertad y el deseo mutuo, pero es que en la prostitución no hay ninguna de estas cosas, la prostitución no tiene nada que ver con la sexualidad, sino con las relaciones de poder, y por supuesto con los privilegios. Como dice Charo Carracedo, portavoz de la Plataforma por la Abolición de la Prostitución, estamos hablando del privilegio masculino de acceso por precio al cuerpo de las mujeres.

¿Es una ingenuidad creer que las mafias van a cumplir la legalidad si la prostitución se legaliza cuando ni las empresas normales lo hacen?
No sólo eso, es que los proxenetas son los primeros que se frotan las manos con la reglamentación, ya que no supone sino facilidades para su negocio. No en vano los principales promotores de la reglamentación son los autodenominados empresarios del sexo, algo que al resto de la ciudadanía nos debería hacer como mínimo sospechar acerca de los intereses y las consecuencias últimas de la reglamentación. Al legalizar la prostitución no hacemos sino legitimar la cultura de la prostitución, una cultura profundamente violenta y patriarcal que a quien más beneficios reporta es a las redes que negocian con los cuerpos de las mujeres.

¿Qué lugar ocupa España como emisor de turistas sexuales? ¿Se ha convertido España en destino de turismo sexual? ¿Por qué?
España es tanto país de destino como emisor de turistas sexuales. Según un informe de Save the Children, el 30% de los turistas españoles reconocieron hacer turismo sexual. Esto además se fomenta con prácticas como la “bonificación” de ciertas empresas a sus directivos y trabajadores con viajes de turismo sexual o las celebraciones de acuerdos o negocios en centros de prostitución, etc. Por otro lado, que en los últimos años haya crecido exponencialmente el número de burdeles en todo el territorio del Estado a lo largo y ancho de sus carreteras, lamentablemente hace de España un destino fácil de turismo sexual para el resto de ciudadanos europeos o de otros países, especialmente en zonas costeras como la comunidad valenciana.

¿Es verdad que hay prostitutas que mantienen relaciones sin protección con el fin de quedarse embarazadas para poder nacionalizarse?
No sólo para quedarse embarazadas, también simplemente por necesidad económica y por cinco euros más. La precariedad y vulnerabilidad de las mujeres es terrible. Siete de cada diez mujeres en prostitución tienen hijos. Muchas veces es porque les dicen que así podrán quedarse en España, pero otras es fruto de la ausencia absoluta de medidas de protección, no porque no puedan acceder a un preservativo, sino porque no pueden imponer su utilización.

Publicado por el Diario de Noticias.

Nos sorprende que un periódico que se lucra con anuncios de prostitución en sus páginas, publique esta entrevista y no se cuestione su postura ante la prostitucion, ¿no será porque se aprovecha de que es un negocio? Si realmente está de acuerdo con lo que se dice en esta entrevista, esperamos que retire inmediamente sus anuncios de prostitución y deje de beneficiarse de la esclavitud de las mujeres. Autor: Sain de Navarra- Fecha: 2010-03-24

Anuncios

Read Full Post »

Miércoles, 24 de marzo de 2010. CINE › GABRIELA DAVID HABLA SOBRE LA MOSCA EN LA CENIZA, SU SEGUNDO FILM.

El horror de la trata en pantalla.

Un artículo sobre una chica secuestrada que logró escapar de un burdel porteño por los techos sensibilizó a la directora, quien maduró su película durante cinco años. “Es una ficción, no tiene registro documental”, aclara.or Oscar Ranzani.

La trata de personas es una de las problemáticas sociales más complejas que suceden en la Argentina y las denuncias al respecto hicieron eclosión en los últimos años, a pesar de que el horror de las chicas secuestradas y obligadas a prostituirse viene desde hace mucho tiempo. La realizadora Gabriela David, cuya ópera prima fue Taxi, un encuentro, se sensibilizó con el tema luego de leer un artículo periodístico que mencionaba el caso de una chica que había logrado escaparse de un burdel de la ciudad de Buenos Aires y que logró salir del infierno sexual huyendo por los techos y pidiendo ayuda a una vecina solidaria. El impacto que esa nota provocó en David fue tan potente que la directora decidió elaborar una ficción cinematográfica, con aquel suceso como disparador. Comenzó, entonces, hace cinco años, a escribir el guión de La mosca en la ceniza, que se estrenará mañana. Durante ese período, David fue tejiendo, poco a poco, la historia de Pato (Paloma Contreras) y Nancy (María Laura Cáccamo), dos jóvenes amigas con diferentes personalidades y grados de aspiraciones. Engañadas, ambas llegan a Buenos Aires desde Misiones para trabajar, pero caen en la trampa que las lleva a un calvario difícil de soportar para cualquier mujer. Son regenteadas por una experta en el maltrato (Cecilia Rossetto) y tienen diferentes actitudes frente a lo que les toca vivir: mientras Pato se opone a todo aquello a lo que la obligan, Nancy, tal vez más ingenua, busca adaptarse a la situación. Ambas tienen una amistad inquebrantable y la actitud de una de ellas será el motor para aligerar el sufrimiento de la otra.

David comenta que para la investigación previa accedió a material periodístico y documentación con estadísticas.

A su vez, estableció contactos con organismos en contra de la trata de personas como la Red No a la Trata y La Casa del Encuentro.

“Estuve informándome sobre cuestiones puntuales: cómo es que llegan a reclutar chicas, cómo les hacen el cuento. Ese fue el tipo de investigación que tuve. No hice una investigación de campo, sino que, a partir de todos esos elementos, inventé una ficción de todo ese universo”, explica David.

Es por eso que la cineasta no cataloga a La mosca en la ceniza “como una película con registro periodístico o documentalista”. “Tiene cierta lírica: la de la ficción. Es una película con un estilo muy propio que va más allá del tema de la trata de personas, ya que habla de la condición humana”, le dice a Página/12.

–¿Intentó hablar con alguna chica recuperada del infierno de la trata?

–Sí, pero no por mí, porque con toda la documentación que había leído me parecía suficiente para construir la ficción. Habíamos intentado porque era necesario para algunas de las actrices, pero nos resultó un poco difícil, estaban reacias a hablar del tema. Sí fuimos a algunas marchas que se realizan una vez por mes, pero ellas no van a esos lugares. En general, son militantes o parientes.

–¿Por qué no la planteó como una película de denuncia sino con un abordaje humano y emocional?

–Porque para mí tiene mucho peso la relación que construí de las dos amigas, ese vínculo de amistad y de lealtad entre las dos. Quizá Nancy puede llegar a adaptarse a ese entorno; por ahí, la pasa mejor que de donde viene.

Sin embargo, deja todo de lado cuando ve que corre riesgo su amiga.

Trata de llevar a cabo la hazaña de encontrar la salida por la otra y no por ella misma. Me interesaba mucho trabajar y contar esto. En ese punto sí se transforma en una película de ficción, de personajes y de vínculos.

–¿Cómo fue el trabajo con María Laura Cáccamo y Paloma Contreras para construir personajes tan complejos?

–Fue muy lindo el trabajo con ellas. A María Laura Cáccamo la conocía del grupo de teatro de Miguel Guerberoff y es las más antigua del proyecto, porque la convoqué a finales de 2005. Me había gustado mucho su figura tan peculiar, tan chiquitita, el timbre de voz que tiene. Y para el personaje de Pato quería una chica morocha, de ojos negros. Comúnmente no hay actrices jóvenes que tengan esas características. Cuando supe de Paloma, fui a verla a una obra de Teatro x la Identidad y realmente me encantó. Cuando las presenté y las tuve frente a frente, se cristalizó ante mis ojos el dibujito que tenía en la cabeza. Fue un trabajo de lectura muy intenso con las dos. Después ensayamos mucho, pero fundamentalmente situaciones previas a la película, que tenían que ver con el vínculo de ellas, la relación cotidiana en esa zona rural donde vivían. Fue muy valioso porque cuando empezamos a filmar todo fluía.

–Pato tiene una actitud de rechazo rotundo frente al horror que le toca vivir, mientras que Nancy busca adaptarse a la situación, a pesar de lo traumático. En ese sentido, ¿Nancy es más ingenua que Pato?

–No, Nancy tiene otro contacto con las cosas y la vida. Ella viene de un lugar donde ha sido sometida. Teníamos muy en claro toda su historia previa. Hay alguna información que se filtra en la película acerca de lo que le ha pasado. Ha tenido muchas experiencias sexuales. Y tiene una inmadurez: hay cosas que se olvida, no registra, hizo hasta cuarto grado, pero prácticamente es como una analfabeta. No tiene ninguna perspectiva propia de vida más que estar bien y acompañar a Pato. Siempre depende de alguien; en este caso, de Pato. Viene a Buenos Aires por su amiga y no por ella misma. Pato, en cambio, sí tiene otras ambiciones: el deseo de terminar el secundario, poder progresar, ganar algo de plata para ayudar a su mamá y sus hermanos. Tiene una meta. Nancy, no, más que estar siempre bajo el ala de alguien.

–¿Por qué cree que sentimientos tan nobles como la lealtad prevalecen en medio del horror?

–Es uno de los valores o de las virtudes que tenemos los seres humanos dentro de nuestra condición, como también tenemos estos horrores que también pertenecen a la condición humana. No son extraterrestres que vienen y que aplican estos sistemas represivos. Pero creo en el hecho de que prevalezca la lealtad, más por una necesidad de esperanza propia, como autora.

–La televisión se encargó de presentar la problemática de la trata a través de la ficción en Vidas robadas. Ahora, la muestra usted en el cine. ¿Cuánto cree que impacta el abordaje artístico y mediático para concientizar a la sociedad?

–No tengo muy en claro cuánto impacta. En Vidas robadas impactó, como sucedió también con Montecristo, que tenía que ver con los militares y las fuerzas de poder represivo. Si bien no la seguí, Vidas robadas impactó porque fue una miniserie, con toda la publicidad. La TV se mete en la casa de la gente. En el caso del cine, la gente va si le interesa, si le atrae el tema.

Y una película existe si logra difundirse. Si no se sabe que existe, pasa inadvertida. Todo eso depende de cuestiones publicitarias y de la prensa. Pero no sé cuánto puede influir el cine. Cuando hicimos una proyección en el Congreso, Sara Torres, de la Red No a la Trata, me dijo que es una película pedagógica.

No lo había pensado así ni era mi objetivo, pero me pareció muy bueno que también tenga una función pedagógica y social.

Fuente: http://www.pagina12.com.ar/diario/suplementos/espectaculos/5-17361-2010-03-24.html

Observación desde Filatina: asistimos al avant premiére, sin pensar que tendía semejante relevancia, pensábamos que era una película mnás, pero ahora la recomendamos a quienes saben del tema y especialemnte a los jóvenes que aun no.

Read Full Post »

AGRESIÓN A LA LIC. CRISTINA VILA, UNA ESPECIALISTA EN CONTROL DE VIOLENCIA FAMILIAR.
Denunciamos el ataque sufrido por la Lic. Cristina Vila que se suma a la serie de intimidaciones y amenazas recibidas por los profesionales que intervienen en situaciones vinculadas a la violencia de género y maltrato infantil.
Adherimos a la declaración emitida por ACEVIFa y ratificamos nuestro compromiso de lucha contra toda clase de violencia y en defensa de quienes trabajan por los derechos de las víctimas.
Reiteramos la necesidad de implementación de políticas públicas, que incluyan la legislación adecuada para la protección de los profesionales que se desempeñan en la temática.
por PLcAP.

Pilar Vendrell- Buenos Aires, Santiago Tricánico- Montevideo

contraabusodepoder@gmail.com, contraabusodepoder@fibertel.com.ar
155 181 7712

La Asociación Civil de Especialistas en Violencia Familiar (ACEViFa)

REPUDIA el atentado contra la Lic. Cristina Vila.

El día 20 de marzo, al mediodía, la Licenciada Cristina Vila fue atacada salvajemente por un sujeto, recibiendo patadas en el piso.

Al parecer el ataque del que fuera víctima obedecería a su intervención como perito de oficio en una causa de denuncia por violencia familiar.

Una vez más los métodos violentos e intimidatorios recaen sobre una profesional que actúa en defensa de las víctimas de violencia de género.

Como Asociación que agrupa a especialistas en Violencia Familiar nos solidarizamos con el accionar de la Lic. Cristina Vila y con su compromiso personal sostenido a lo largo de años de impecable trayectoria profesional.

Por ello exigimos la urgente aprobación de leyes de protección para los y las profesionales que actúan en defensa de las mujeres y de niños, niñas y adolescentes víctimas de violencia familiar  en el marco del diseño de políticas públicas y leyes reglamentadas que detengan y castiguen la violencia de género.

ASOCIACIÓN CIVIL DE ESPECIALISTAS EN VIOLENCIA FAMILIAR – ACEViFa (pers. juríd. en trámite). Contacto:
especialistasenviolenciafamiliar@yahoo.com.ar

Fuente: https://mail.google.com/mail/h/14les3kpqazz7/?v=c&th=12790ba6ad6b165d

Read Full Post »

Comentarios »

Un ejército de PROXENETAS invade la Ciudad de Buenos Aires, algunos son de otros países.

Miércoles, Marzo 17, 2010 por FILATINA.

Miles de proxenetas invadieron la ciudad de Buenos Aires, distribuyen cada día miles de tarjetas con propaganda con fotos de CULOS de bellas MUJERES, para impulsar el consumo de la prostitución, promoviendo mediante el suministro de direcciones y teléfonos de la prostitución organizada, en lo que se llama prostíbulos, departamentos, bares con trastienda, masajes y algo más, que están prohibidos por ley, pero a la vista de todos, como la oferta de sexo para beneficio de terceros, que esconde la trata de personas, que es otro delito más dificil de comprobar, sobre todo si existe inacción de las autoridades que parece complicidad, e inacción policial que no sabría cómo nombrarla.

Si uno retira las tarjetas de propaganda de prostitución de un teléfono público, a los diez minutos están puestas otra vez, lo que demuestra el vil profesionalismo de la organización delictiva, su dedicación que permite intuir el enorme interés comercial, el número inmenso de personas abocadas a esto, la frecuencia de pasaje de los instigadores por los sitios de propaganda, y la necesaria flagrante inacción o “inoperancia policial adrede”.

Read Full Post »

Es sabido del incremento exponencial de la propaganda de prostitución, que esconde la trata de personas, se hace cada día en todo Buenos Aires, inclusive en el micro centro, a la vista de todos, en teléfonos, paredes, buzones, escaparates, carteles, repartiendo panfletos en mano, invitaciones con la dirección y/o teléfonos para las “consultas” con los oferentes de sexo en la vía pública.

La policía actual ni la nueva no hacen nada.

En Buenos Aires el 911 no actúa contra los proxenetas ni por los que ofrecen en la calle invitaciones a usar el sexo de terceros, lo que a nuestro entender es por lo menos una incitación a delinquir, y no hacen nada ni denunciando porque están aduciendo que así no inflingen la ley, que sólo hacen publicidad.

Al denunciarlo al 911, me pidieron que les diera todos mis datos, que no les di, y luego querían enviar un patrullero a buscarme, PARA EXPLICARME QUE LO QUE YO ESTABA DENUNCIANDO “NO” ES DELITO. (Declaración recibida del denunciante).

 Agradeceré enviar amplia información, a efectos de publicar junto a la invitación a eventos, sobre qué hacen en la CABA para erradicar la oferta de prostitución pavorosa, callejera y por anuncios ómplices en los clasificados de todos los medios masivos de comunicación por la trata de personas que esconde.

TODO SIGUE IGUAL:

A mi juicio se limitan a hacer una revisión policial esporádica ante las cámaras UNA vez cada tanto, para mostrar que hacen algo, cuando AL DIA SIGUIENTE todo sigue igual.

*************Pablo Padrón, Filatina. ****************

Read Full Post »

Solicitamos que estudien, investiguen, difundan y eviten la compleja problemática mediante la cual se mantienen abiertos prostíbulos en Buenos Aires y Gran Buenos Aires. Hasta desde los medios masivos de comunicación más importantes, en sus páginas de clasificados se publicitan servicios sexuales que esconden la esclavitud de mujeres de la trata de personas, la prostitución para beneficio de terceros, el lucro ilegal, y el encierro impune de secuestradas, amenazadas y mujeres en situación de indefensión, de vulnerabilidad y maltrato. Así como se reparten impunemente en la calle invitaciones al uso de prostíbulos, cuyas direcciones explícitas gozan de impunidad, donde se esconde hasta la mafia de la trata. La policía parecería ser cómplice por omisión, más que por ignorancia. Dan toda clase de explicaciones para evitar actuar. Las autoridades nacionales, provinciales, gubernamentales, municipales, legislativas, judiciales, administrativas, policiales, ministeriales, en todo el país, son los que con su prescindencia, indiferencia e incumplimiento del deber, permiten que esto pase.

Read Full Post »

Basta de trata. Basta de inacción. Basta de complicidades. Basta de impunidad. Señores, basta de consumir. Jueves, Marzo 11, 2010 por FILATINA

Estoy investigando la Trata de Personas desde hace unos 3 años, sin haber podido hasta la fecha resolver el problema, pero encontrándome de frente con verdades de Perogrullo, por lo remanidas. Pero había que corroborar.

Se engaña a las chicas, cada vez más jóvenes, capturándolas bajo engaños, o por la fuerza, luego obligándolas bajo amenaza, gritos, violencia, golpizas y drogándolas, a ejercer la prostitución para ingreso pecuniario de terceras personas.

Las ofrecen conocidos y conocidas de su entorno, a veces pensando que es por su bien o que en realidad sería una oportunidad de un trabajo “en serio”: mozas, ayudantes, nada.

Se les dice que van a obtener trabajo, de mucamas, en bares, restaurantes, de camareras, azafatas, como modelos, en videonovelas, y toda clase de promesas falsas que sólo sirven para engañarlas y sacarlas del ámbito que les es familiar.

Una vez que descubren el engaño, bajo amenazas directas a ellas y de perjudicar a sus familiares, bajo violencias de golpes, malos tratos, violaciones, drogándolas para hacerles perder su voluntad y tenerlas bajo dependencia, son obligadas a ejercer la prostitución en beneficio de terceros.

Hay diferencia entre trata y prostitución. Esta última es por decisión propia, aunque generalmente obligada por las circunstancias, su entorno, la pobreza.

En plena Capital Federal de la nación, inclusive en el microcentro y a la vista de todos, muchachos por cualquier parte entregan tarjetas con teléfonos y direcciones donde se ofrecen los servicios ilegales de prostitución de terceras personas, algunas forzadas por amenazas de la esclavitud laboral para soportar los abusos de otros…

En los clasificados de los principales diarios del país se ofrecen servicios sexuales a cambio de plata, en sitios que cumplen con la definición de prostíbulos que están prohibidos y sin embargo funcionan, con autorización  no oficial pero con conocimiento de policías y funcionarios, inspectores y hasta los de la mayor jerarquía, jueces y fiscales, senadores y diputados, y del Poder ejecutivo también.

En muchos casos se alquilan sus cuerpos a tarifa fijada por sus captores, llamados gigoló, cafisho, regente o “dueño”, explotándolas sexualmente muchas veces por día, hasta el hastío y agotamiento físico y mental, dejándolas en un estado de indefensión, aceptación de la cosa, y entrega total. Muchas ya están adiestradas, drogadas y asustadas bajo amenaza a sus familiares, para que si las liberan, nieguen todo rotundamente, no acusen a sus captores, y aseguren con insistencia que lo hacen por propia voluntad.

Están en un muy alto grado de vulnerabilidad, de indefensión y de rendición. No se autodefienden. Deben ser rescatadas: mucha gente ya lo sabe y está trabajando en ello, sin recursos, con grandes esfuerzos, con precaria preparación, sin la fuerza que debería esgrimir el estado nacional, provincial y cada municipio y delegación municipal, por su cuenta o mancomunada y organizadamente, para lidiar contra este flagelo mafioso, por la cadena de complicidades tan amplia que los abarca a casi todos, por acción u omisión.

Muchos funcionarios cobran sueldos que estarían mejor aplicados para acabar con este lacerante delito, y algunos hasta gastan parte en consumir lo que se ofrece.

Otros usan su poder para hacer uso gratis, aprovechándose de su impunidad aparente y consumando las cadenas de complicidades con esencia en la esfera oficial.

Hay permisividad en esa parte de la sociedad para la comisión de este delito, pero quienes más son permisivos son los policías, los jueces, los funcionarios de alto rango y en general los hombres.

Algunas mujeres inclusive jóvenes que están en la edad y zona de riesgo, que han demostrado su ignorancia al respecto y muchos de ambos sexos cuando se les pregunta sobre la trata aseguran que es la profesión más antigua del mundo, confundiendo con la también aberrante prostitución, cuyo sólo nombre alarma.

La policía es como muchas de las autoridades administrativas más encumbradas de la Ciudad de Buenos Aires, cómplice por omisión o acción, a sabiendas o por su prescindente aparente ignorancia del problema, de este delito aberrante que se suscita día a día, como es la desaparición de personas en sitios del interior, del conurbano y de otros países, para ser objeto de abusos sexuales en largas jornadas laborales de esclavitud, soportando a diario las descargas emocionales de docenas de tipos desconocidos.

Hemos reunido y presentado con nota, junto a 230 ONGs, 680 direcciones de prostíbulos sólo en la ciudad de Buenos Aires, que son ilegales, donde se practica asiduamente la oferta de sexo por plata de varias mujeres jóvenes, entre las que se esconden las capturadas por las redes de la trata de personas, a lo que algunos siguen llamando trata de blancas, que incorpora inclusive niñas desde los 12 años, con documentos falsos o sin documentar.

La inacción desde la fecha de presentación a fines de noviembre 2009, es igual a la que había antes de esa presentación, y la organización oficial que debería implicarse no sólo en la investigación sino en la solución del problema, aparentemente sigue inoperante, pese a contar con recursos, que no utiliza eficientemente, como está a la vista por los resultados no obtenidos.

Le solicito que ponga a trabajar en este tema a gente eficiente y decidida a terminar con este flagelo, con el poder y la preparación que pueda permitirles lograr éxito en tan difícil tarea, que no se rinda, ni se corrompa, ni se entregue a la complicidad o la inacción que a veces asegura el sueldo.

El actual Gobierno de la Ciudad, se ha mostrado absurdamente indiferente a este problema como a tantos otros, que requerirían de la sensibilidad que carece.

Las burlas del “Sr” Macri frente a reclamos del Sr Pino Solanas, y de la Sra Carrió, frente a las pantallas de TV, muestran la lacerante indiferencia cómplice de la que debería ser la autoridad en la CABA.

Estoy a su disposición, con información bastante actualizada, que habría que completar mediante la prosecución de investigaciones, para ofrecerla a efectos de comenzar actividades de inmediato que aseguren la libertad de las mujeres ahora prisioneras de la necesidad u obligación de prostituirse, para poder al fin liberarlas de los que las mantienen esclavizadas para beneficio de terceros.

Sin otro particular, con urgencia, le saluda muy atentamente, Pablo Luis Caballero.

www.bastadetrata.wordpress.com

Read Full Post »

Older Posts »